NORMATIVA Y PROCOLOS DE BIOSEGURIDAD PARA LA INDUSTRIA DE MANUFACTURA EN EL MARCO DEL COVID -19

20. 05. 05

A continuación presentamos el marco normativo que deben considerar las empresas de la industria de manufactura para el proceso de retorno a sus actividades posterior a la orden del aislamiento preventivo obligatorio decretado por el Gobierno Nacional.

1.    Decreto 539 del 13 de abril de 2020: 

El Ministerio de Salud y Protección Social, expidió el Decreto 539 del 13 de abril de 2020, mediante el cual decretó en su artículo primero lo siguiente: 

Artículo 1: Protocolos de bioseguridad. Durante el término de la emergencia sanitaria declarada por el Ministerio de Salud y Protección Social, con ocasión de la pandemia derivada del Coronavirus COVID-19, el Ministerio de Salud y Protección Social será la entidad encargada de determinar y expedir los protocolos que sobre bioseguridad se requieren para todas las actividades económicas, sociales y sectores de la administración pública para mitigar, controlar, evitar la propagación y realizar el adecuado manejo de la pandemia del Coronavirus COVID-19”.

 

Posteriormente, una vez informada a la opinión pública el retorno a las actividades de tres sectores económicos: sector obrero, sector de manufactura y sector agrícola, el Ministerio del Interior expidió el día 24 de abril de 2020 el Decreto 593, mediante el cual se impartieron instrucciones y excepciones al retorno de actividades al sector de la construcción.

 

2.  Decreto 593 del 24 de abril de 2020: 

El Decreto 593 expedido el 24 de abril de 2020, regirá a partir del día 27 de abril a las cero horas (00:00 a.m) y establece las siguientes excepciones de funcionamiento para las actividades del sector de manufactura en razón a la orden de aislamiento obligatorio hasta el día 11 de mayo de 2020. 

“Artículo 3. Garantías para la medida de aislamiento. Para que el aislamiento preventivo obligatorio garantice el derecho a la vida, a la salud en conexidad con la vida y la supervivencia, los gobernadores y alcaldes, en el marco de la emergencia sanitaria por causa del Coronavirus COVID-19, permitirán el derecho de circulación de las personas en los siguientes casos o actividades: 

36. La cadena de producción, abastecimiento, almacenamiento, reparación, mantenimiento, transporte, comercialización y distribución de las manufacturas de productos textiles, de cuero y prendas de vestir; (…). Todos los anteriores productos deberán comercializarse mediante plataformas de comercio electrónico o para entrega a domicilio. 

Adicionalmente, se deben considerar las disposiciones consagradas en los parágrafos 1 y 5 de dicho decreto y las consecuencias a la inobservancia de las medidas que señala el artículo 9. 

Parágrafo 1. Las personas que desarrollen las actividades antes mencionadas deberán estar acreditadas o identificadas en el ejercicio de sus funciones o actividades. 

Parágrafo 5. Las personas que desarrollen las actividades mencionadas en el presente artículo, para iniciar las respectivas actividades, deberán cumplir con los protocolos de bioseguridad que establezca el Ministerio de Salud y Protección Social para el control de la pandemia del Coronavirus COVID-19. Asi mismo, deberán atender las instrucciones que para evitar la propagación del Coronavirus COVID-19 adopten o expidan los diferentes ministerios y entidades del orden nacional y territorial. 

Artículo 9. Inobservancia de las medidas. La violación e inobservancia de las medidas adoptadas e instrucciones dadas mediante el presente Decreto, darán lugar a la sanción penal prevista en el artículo 368 del Código Penal y a las multas previstas en el artículo 2.8.8.1.4.21 del Decreto 780 de 2016, o la norma que sustituya, modifique o derogue”.

 

3.    Resolución No. 666 del 24 de abril de 2020. Protocolo General de Bioseguridad. 

La presente resolución emitida por el Ministerio de Salud y Protección Social, adopta el protocolo general de bioseguridad para mitigar, controlar y realizar el adecuado manejo de la pandemia, derivada del Coronavirus COVID-19. Este protocolo busca prevenir al máximo el contagio, así como minimizar los factores que puedan generar la transmisión de la enfermedad. En consecuencia, los empleadores y sus trabajadores están obligados a velar por su estricto cumplimiento y su ámbito de aplicación está dirigido a los empleadores y trabajadores del sector público y privado.  

A su vez, para su debida aplicación, cada empresa, entidad o sector debe realizar las adaptaciones correspondientes a su actividad en relación a su protocolo de bioseguridad, definiendo las diferentes estrategias que garanticen un distanciamiento social y los adecuados procesos de higiene y protección en el trabajo. 

En cuanto a la vigencia del protocolo general de bioseguridad adoptado, el mismo tendrá una duración mientras dure la declaratoria de emergencia sanitaria. 

 

 

4.    Resolución 675 del 24 de abril de 2020. Protocolo de Bioseguridad en la Industria Manufacturera. 

La presente Resolución expedida por el Ministerio de Salud y Protección Social, adopta el protocolo de bioseguridad para la prevención de la transmisión del COVID-19 concretamente para la industria manufacturera y resulta complementario al Protocolo General, adoptado mediante la Resolución No. 666 del 24 de abril de 2020. La vigilancia de su cumplimiento se encuentra a cargo de la secretaría o entidad municipal o distrital que corresponda a esta actividad económica. 

Por su parte, el protocolo de bioseguridad aplicable a la industria manufacturera cuenta con una serie de medidas generales enfocadas principalmente a dos aspectos: medidas locativas y capital humano que a continuación se enuncian:

 

·    Medidas locativas: adecuación, herramientas de trabajo y elementos de dotación, elementos de protección personal, manipulación de insumos y productos, mantenimiento y desinfección.   

·     Capital humano: interacción dentro de las instalaciones, medidas al terminar el turno, interacción con terceros (proveedores, aliados, clientes, etc), alternativas de organización laboral, plan de comunicaciones, entre otros.

 

Estas directrices regulan las siguientes actividades de las industrias manufactureras que podrían iniciar su proceso para operar, según la clasificación de actividades económicas ciiu, establecidas por el artículo 1 de la Resolución 498 de 2020 que fue expedida por el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo. Estos subsectores son:

 

(I)    Fabricación de productos textiles y confección de prendas de vestir.

(II)  Curtido y recurtido de cueros; fabricación de calzado; fabricación de artículos de viaje, maletas, bolsos de mano y artículos similares, y fabricación de artículos de talabartería y guarcionería; adobo y teñido de pieles.

(III) Transformación de la madera y fabricación de productos de madera y de corcho; excepto muebles; fabricación de artículos de cestería y espartería.

(IV) Fabricación de papel, cartón y productos de papel y cartón.

(V)  Fabricación de sustancias y productos químicos.

(VI)Fabricación de productos elaborados de metal, excepto maquinaria y equipo.

(VII)  Fabricación de aparatos y equipo eléctrico.

(VIII) Instalación, mantenimiento y reparación especializado de maquinaria y equipo. 

 

5.    Decreto 121 del 26 de abril de 2020. 

El presente Decreto expedido por la Alcaldesa Mayor de Bogotá, establece medidas transitorias en la prestación del servicio público de transporte y el cumplimiento de los protocolos de bioseguridad, durante el estado de calamidad pública declarado en el distrito capital, las cuales deben acatar los empleados y empleadores involucrados con las actividades de la industria de Manufactura.

 

Frente a las disposiciones establecidas en el presente decreto se encuentra: 

(I)            Inscripción del Plan de Movilidad Segura – PMS, en el link: www.bogota.gov.co/reactivacion-economica, estableciendo las condiciones propuestas para movilizar a sus empleados y contratistas, junto con los protocolos de bioseguridad dispuestos por el Gobierno Nacional.   

 

A partir del 11 de mayo de 2020, se daría autorización a las empresas del sector manufacturero exceptuadas en el Decreto Nacional 593 de 2020 que cumplan con los requisitos de los protocolos e instrucciones emitidas por las autoridades municipales o distritales.

 

En el caso de Bogotá, la Administración Distrital remitirá al correo electrónico registrado por las empresas en la plataforma, un certificado sobre el recibo y el cumplimiento de la información requerida, referente al Plan de Movilidad Segura y a los protocolos de bioseguridad establecidos por el Gobierno Nacional para el sector de manufactura.  Será a partir de este momento en el cual se podrá dar inicio a las actividades del sector. 

Daniel Rueda Gómez